Sobre JF

20141009_jff_cover_sw

Nací en el buen año de 1991 en una ciudad fría de Colombia que si mal no recuerdo tenía sólo un teatro de cine, el cual según la leyenda estaba atestado de pulgas. Allí crecí en una enorme casa rosada y amarilla que generalmente era confundida con un hotel, en la que me acostumbré a tener un cuarto vacío donde jugar y estar solo. Abandonamos Tunja cuando tenía once años, y de ahí en adelante fueron mudanzas de pueblo en pueblo, en donde mis padres buscaban aquel negocio mítico que habría de darnos independencia económica y la oportunidad de tener un techo y un suelo que podríamos llamar nuestro.

santaimCultivé y trabajé en la tierra sembrando tomates mientras intentaba abrirme paso con la literatura. A los quince años escribí mi primera novela en un pueblo donde nadie leía. Se trataba de un ostentoso libro de más de 400 páginas de las que ni un solo párrafo vale la pena rescatar. Viví en esos lugares pequeños que nadie conoce y que pocos visitan, y que no tenían ni un teatro de cine. Caminé en medio de la noche sin ningún tipo de luz artificial, sólo las estrellas y la luna alumbrando absolutamente nada; que más que romántico es por completo espeluznante, sobre todo si lo único que puedes oír son tus propios pasos contra las piedras y perros ladrando a lo lejos. Finalmente nos acentuamos en la gran ciudad, que en este país es Bogotá, con lo que se acabó el trabajo en la tierra, el silencio total del campo, y las estrellas.

Después de escapar del colegio y tener un título bachiller, entré a la Universidad Nacional de Colombia en la que conseguí mi título en filología inglesa, no con grandes honores, ningún tipo de reconocimiento sobresaliente, pero sí con la alegría de 5 gloriosos años en compañía de grandes amigos y un sin fin de historias vividas.

un

Actualmente resido en Berlín, Alemania, junto a mi esposa e hija, batallando por aprender el idioma y ser una parte activa de la comunidad, aunque si me dejan solo en un cuarto escribindo no voy a quejarme.

Por ahora, el logro más importantes en mi vida literaria es ser parte de los ganadores del 8 Concurso Nacional de Cuento, con mi relato Todos mis amigos están muertos. Que espero, sea el comienzo de un camino lleno de páginas y letras, historias, y más escritores por conocer.